NOVEDADES EN EL AMBITO LABORAL DERIVADAS DE LA REFORMA FISCAL. | Eduardo Ortega Figueiral

NOVEDADES EN EL AMBITO LABORAL DERIVADAS DE LA REFORMA FISCAL.

En el Boletín Oficial del Estado del pasado 28 de noviembre, se publicó la Ley 26/2014, de 27 de noviembre, por la que se modifican la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (“IRPF”), el Texto Refundido de la Ley del Impuesto sobre la Renta de no residentes, aprobado por el Real Decreto Legislativo 5/2004, de 5 de marzo, y otras normas tributarias,  que junto con otras leyes también publicadas en aquella fecha   componen la denominada Reforma Fiscal.

Por lo que respecta a nuestro ámbito laboral, hemos querido desarrollar unas breves notas de urgencia sobre aquellas cuestiones más novedosas o relevantes que aporta la indicada Reforma Fiscal.

Concretamente las novedades más relevantes en el ámbito laboral serían las siguientes: 

1) INDEMNIZACIÓN POR DESPIDO

Se modifica la tributación de las indemnizaciones por despido establecidas en el Estatuto de los Trabajadores. Se establece un límite a la exención en el IRPF de hasta 180.000 euros, siguiendo el modelo foral vasco y navarro. Si bien inicialmente en el anteproyecto la indemnización exenta era de 2.000 euros por año trabajado, ya a finales de julio, ante la avalancha de críticas, se anunció un cambio en el modelo previsto que se concretó en el Proyecto de Ley.

Esta modificación produce efectos desde el 1 de agosto de 2014. Ahora bien, esta limitación a la exención no resultará de aplicación a las indemnizaciones por despidos o ceses producidos con anterioridad a 1 de agosto de 2014 ni a los despidos que se produzcan a partir de esta fecha cuando deriven de un expediente de regulación de empleo aprobado o un despido colectivo comunicado a la autoridad laboral, con anterioridad a dicha fecha.

La parte de la indemnización que no quede exenta podrá gozar del régimen de rentas irregulares en virtud del cual el importe de indemnización sujeta se reduce en un 30% a partir de 1 de enero de 2015 (la reducción aplicable a las rentas irregulares pasa del 40% al 30% en 2015).

Además, se contempla la posibilidad de aplicar la reducción del 30% a las indemnizaciones que se obtengan de manera fraccionada en varios años.

Por otro lado, las indemnizaciones recibidas no se tienen en cuenta a la hora de aplicar la nueva limitación que se establece en virtud de la cual la reducción del 30% no será aplicable cuando en los cinco periodos anteriores a aquél en que sean exigibles las rentas, se hayan obtenido por el contribuyente otros rendimientos generados en más de dos años a los que se les haya aplicado la reducción.

Por último, hay que recordar que dicha reducción se aplica sobre un límite máximo de 300.000 euros anuales, si bien en el caso de las indemnizaciones comprendidas entre 700.000,01 euros y 1.000.000 euros, este límite será el importe que resulte de minorar 300.000 euros en la diferencia entre la cuantía de la indemnización no exenta y 700.000 euros.

Es decir, cuando la cuantía del rendimiento sea igual o superior a 1.000.000 euros, la cuantía sobre la que se aplicará la reducción del 30% será cero.

Respecto a la retención a practicar a efectos del IRPF sobre la parte de la indemnización sujeta a tributación, hay que tener en cuenta a la hora del cálculo de la misma, que para las indemnizaciones por despido que se satisfagan desde el 29 de noviembre de 2014 (fecha de entrada en vigor de la nueva regulación con efectos desde 1 de agosto de 2014) hasta el 31 de diciembre de 2014 se deberá calcular la retención del IRPF considerándose el nuevo límite de 180.000 euros y la reducción del 40% por renta irregular, en su caso, ya que tal como se ha comentado, la modificación de la reducción por renta irregular entra en vigor el 1 de enero de 2015.

 

2) EXENCIÓN POR ENTREGA DE ACCIONES DE UNA EMPRESA A SUS TRABAJADORES

También se modifica la exención vinculada a la entrega de acciones gratuitas a los trabajadores de la empresa en la que trabajan para evitar que sea una fórmula utilizada para retribuir básicamente a los trabajadores de mayor renta.

Si bien inicialmente el proyecto suprimía esta exención, una enmienda aprobada en el Senado la mantiene, si bien revisada, de modo que está exenta la entrega a los trabajadores en activo, de forma gratuita o por precio inferior al normal de mercado, de acciones o participaciones de la propia empresa o de otras empresas del grupo de sociedades, en la parte que no exceda, para el conjunto de las entregadas a cada trabajador, de 12.000 euros anuales, siempre que la oferta se realice en las mismas condiciones para todos los trabajadores de la empresa, grupo o subgrupos de empresas.

 

3) AUTÓNOMOS

Con carácter general, la retención aplicable a los autónomos pasará del 21% al 19% en 2015 y al 18% en 2016, ya que si bien el proyecto inicial contemplaba una rebaja del 21% al 20% en 2015 y al 19% en 2016, en trámite parlamentario se ha acelerado la rebaja de las retenciones, a través de la incorporación de una enmienda aprobada en el Senado.

 

4) ADMINISTRADORES Y MIEMBROS DEL CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN

El tipo de retención aplicable a los administradores y miembros del consejo de administración se reduce al 37% en 2015 y al 35% a partir de 2016, siendo el 20% en 2015 y el 19% a partir del 2016 cuando los rendimientos los abonen entidades con un importe neto de la cifra de negocios inferior a 100.000 euros.

Sin comentarios | Leído 800 veces

Tu puedes enviar una respuesta, or trackback desde tu propio site.

Enviar Comentario

*