ACUERDO ECONOMICO Y SOCIAL: contenido y alcance (2ª parte)

 

4. Periodo de cómputo para calcular la cuantía de la pensión de jubilación.

A) Para la determinación de la base reguladora, de la que se deriva la cuantía de la pensión, se tendrán en cuenta los 25 últimos años de cotización en lugar de los 15 años actuales.

B) Esta elevación se realizará también progresivamente a razón de un año desde 2013 a 2022.

 

5. Incentivos a la prolongación voluntaria de la vida laboral.

A) El ACUERDO indica que “uno de los objetivos prioritarios de la reforma” es el alargamiento voluntario de la vida laboral y el correlativo retraso de la jubilación.

B) Para ello se establecerán incentivos que consisten en incrementar la cuantía de la pensión mediante la aplicación de determinados coeficientes por cada año adicional trabajado a partir de los 65 o 67 años, según corresponda, y según los años de cotización que se acrediten.

C) Estos coeficientes son los siguientes:

– Con menos de 25 años de cotización: 2% anual a partir de los 67 años.

– Con cotización entre 25 y 37 años: 2,75% anual a partir de los 67 años.

– Con cotizaciones de al menos 37 años y 6 meses: el 4% anual a partir de los 65 ó 67 años de edad, según corresponda.

 6.- Normas especiales respecto a determinadas situaciones.

 6.1.- Mujeres trabajadoras.

– Las mujeres que hayan interrumpido su vida laboral por nacimiento o adopción de hijos podrán adelantar antes de los 67 años su jubilación a razón de 9 meses por cada hijo, con un máximo de 2 años, acreditando el periodo de cotización suficiente para acceder a la cuantía completa de la jubilación.

– El periodo de excedencia por cuidado de hijos que se entiende como cotizado se amplía a 3 años. 

 6.2.- Jóvenes trabajadores.

– Se prevén una serie de medidas para que puedan computarse más años de cotización.

– Entre éstas la cotización normal y ordinaria a la Seguridad Social en los contratos formativos. 

 6.3.- Trabajos especialmente penosos, tóxicos, peligrosos y/o insolubres.

– Prevé el ACUERDO establecer un catálogo de profesiones de estas características.

–  Con el fin de establecer, para las mismas, un sistema de coeficientes reductores de la edad de jubilación (actualmente ya existente en algunas actividades).

 6.4.- Trabajadores autónomos.

– Con la intención de aplicar paulatinamente a los trabajadores incluidos en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) la misma protección contenida en el Régimen General en materia de pensiones, las bases medias de cotización del RETA experimentarán un crecimiento similar al de las medias del Régimen General.

– Esa subida anual no podrá superar el crecimiento de las medias del Régimen General.

6.5.- Bases máximas de cotización.

–  Para compensar los costes de estas pensiones se prevé también una         -alarmante y preocupante- medida: examinar “la relación entre las bases máximas de cotización y los salarios medios, a fin de mantener el carácter retributivo del sistema” de la Seguridad Social. Lo cual significa, claramente, la posibilidad de eliminar los topes máximos de cotización establecidos en el Baremo para adaptarla a los salarios reales, con el consiguiente incremento de sus costos. Medida ésta que no es la primera vez que se plantea, al menos como proyecto. Lo que no se dice es si la desaparición de esos topes máximos supondrán también el incremento de la cuantía de las pensiones de jubilación. Entendemos, naturalmente, que no.

Sin comentarios | Leído 432 veces

Tu puedes enviar una respuesta, or trackback desde tu propio site.

Deja un comentario

*